agosto 8, 2022

La Serpentina

La confianza de Jorge Benito 

**JORGE BENITO RODRÍGUEZ MARTÍNEZ, tiene confianza en que los chicos de secundaria sean niños de alma blanca y sin maldad, y pide que todos tengamos el mismo pensamiento 

La mente humana es increíble e imprevisible, por eso en algunos medios dan como notas de escándalo situaciones que resultan fuera de la lógica y de la congruencia, cuando menos de la congruencia humana que dicta la moral y las buenas costumbres, que es a la que estamos acostumbrados, no que sea la congruencia correcta o incorrecta, simplemente es la que se espera en los seres humanos. 

Por ejemplo la mayoría de personas dan por hecho que cuando llega un determinado personaje a un puesto de gran responsabilidad social y política, seguramente utilizará el cargo para beneficiarse, esto no tiene que ser una obligación de parte del servidor público, sin embargo es la creencia popular porque en la mayoría de los casos, así ha sucedido. 

La anterior introducción es porque francamente me sorprendió la decisión del Secretario de Seguridad y Protección Ciudadana en el estado de Nayarit, Jorge Benito Rodríguez Martínez, de negarse a que en las entradas principales de las escuelas primarias se vaya a aplicar el operativo, mochila segura. 

Digo que me sorprende por los argumentos que dio a los medios de comunicación, como explicación para negarse a aplicar el operativo mochila, en las escuelas secundarías especialmente. 

Dice mi amigo JORGE BENITO RODRIGUEZ MARTÍNEZ, que: “ al abrir sus mochilas- de los estudiantes-  antes de ingresar a las aulas educativas, pues simple y sencillamente se estaría tratando a los menores como posibles delincuentes, a los jóvenes hay que ofrecerles confianza y motivarlos a seguir siendo parte de toda una sociedad incluyente”, razonamiento que es totalmente congruente y civilizado en una sociedad que por ejemplo hubiese aceptado la invitación del señor presidente del país, ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR, a los abrazos en lugar de balazos, lema e invitación que por las altísimas cifras de muertes violentas, es un total fracaso. 

Me refiero pues, que la delincuencia, cuando existe, y eventualmente también se da y existe en los planteles educativos no sólo de secundaría, sino incluso de primaria, sólo entenderá el lenguaje de la ley y el orden, difícilmente aceptará el razonamiento para dejar de delinquir, de provocar daño, por una invitación en donde se le proponga que en lugar de golpear, violentar, mentar madres, robar, asesinar, en pocas palabras que en lugar de hacer daño, se dedique a dar abrazos, de esto por supuesto que se ríen pillos del calibre de asesinos seriales y sicópatas que ni siquiera entienden el lenguaje de la civilización. 

Ahora bien, reconozco que mi amigo JORGE BENITO, desea que los muchachos sean responsables y que se les dé-como se dice en términos de leyes- el beneficio de la duda en materia de su comportamiento, esto es, que no se piense que son malos muchachos o con tendencia a la maldad y por lo tanto, no se les revise su mochila, lo cual no suena mal, aunque el señor Secretario de Seguridad y Protección Ciudadana, en el estado de Nayarit, considera que los padres deben de revisar por las noches las mochilas de sus hijos, y ver que es lo que llevarán al otro día a la escuela, recomendación sana y valiosa, aunque muy difícil de cumplir, pues en las casas, los padres que trabajen suelen dormirse antes que los hijos, o cuando menos al mismo tiempo, luego en algunos hogares, no en todos hay que decirlo, los muchachos y muchachas, es decir los hijos, tienen sus propios cuartos para dormir, a los cuales les ponen seguro para que nadie entre, así que está un tanto difícil seguir la recomendación de JORGE BENITO, esto por un lado, porque por el otro, en algunos casos, Dios guarde la hora en que un papá o mamá, quiera meter mano la mochila de su hijito. 

En fin, esperemos que la confianza que tiene JORGE BENITO, en los chicos secundarianos, funcione de acuerdo a esta confianza, porque este operativo mochila ya se realizó en sexenios pasados, y en algunos casos, se llegaron a encontrar hasta armas de fuego, cuchillos, mariguana, etcétera, pero es probable que con el paso de los años, los chicos de secundaria, hayan cambiado su conducta…hasta mañana