El 24 de agosto iniciará el ciclo escolar 2020-2021 a distancia por no poderse presencial

La pandemia representa uno de los mayores desafíos de nuestros tiempos que exige de todos nosotros esfuerzos y actitudes extraordinarias. Todos deseamos volver a las aulas en compañía de nuestras amistades, maestras y maestros que extrañamos

El Secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma Barragán dio a conocer este lunes, que en México, las clases presenciales sólo se darán con semáforo verde, esta es una decisión de las autoridades de salud en favor del bienestar de todos nosotros. Conforme los estados vayan transitando al semáforo verde podrán gradualmente iniciar clases presenciales, siguiendo los protocolos de las autoridades correspondientes y las nuevas intervenciones que ya hemos comunicado. Estamos obligados a buscar alternativas, a imaginar y diseñar respuestas para que las niñas, niños, adolescentes y jóvenes sigan teniendo acceso a la educación. Estamos convencidos de que, a pesar de la adversidad, sí es posible, con nuestras maestras y maestros, y en equipo con las familias, avanzar en los aprendizajes de nuestros alumnos. Esto no significa reemplazar la escuela, las maestras y los maestros son insustituibles.

En los últimos meses el magisterio y la Secretaría de Educación Pública nos hemos preparado para dar certeza a las familias mexicanas, no obstante la incertidumbre mundial. Los docentes voluntariamente aprovecharon el tiempo en seguir el aprendizaje de sus alumnos y también en capacitarse: un millón de maestras y maestros se inscribieron responsablemente en los cursos de herramientas digitales y 15 millones de alumnos tuvieron por primera vez su cuenta de correo electrónico. Hoy, el presidente López Obrador encabeza la firma de un acuerdo de concertación con cuatro televisoras nacionales, Televisa, TV Azteca, Imagen y Multimedios, para regresar a clases el 24 de agosto con un esquema robusto, oficial, válido, que dará servicio a 30 millones de estudiantes de 16 grados escolares y en seis canales de televisión lograremos una amplia cobertura nacional las 24 horas al día durante siete días de la semana. Quienes no tengan acceso a la señal televisiva tendrán un esquema de radio, libros de texto gratuito, cuadernillos de trabajo y atención especial. Pero no todo será igual, no vamos a estar completos, más de 45 mil padres, madres, hermanas, hermanos, esposos, parejas, amigos, abuelos, abuelas, maestras y maestros han sido víctimas del virus y se nos adelantaron. No son cifras, atrás de cada fallecimiento hay una historia de amor y desamor, de realizaciones y frustraciones, de risas y llantos, de valentía y miedos. ¿Por qué unos sobreviven la pandemia y otros no? En la mayoría de los casos, según nos ha informado la Secretaría de Salud, porque el virus, nuestro verdadero enemigo, SARS-CoV-2 se aprovecha de organismos enfermos de otras cosas o de personas en riesgo por la edad. ¿Y eso se puede prevenir? Sí, en el corto plazo, cuidando de nuestros mayores y evitando que la niñez y juventud sean portadores del contagio; por eso no podemos abrir las escuelas, pero debemos hacer un esfuerzo por mantener su aprendizaje pese al distanciamiento de los inmuebles escolares, porque la escuela real es el vínculo entre maestra, maestro y alumnos y eso lo mantendremos. Ese vínculo es más fuerte incluso que el propio salón de clases. En el mediano y largo plazo nos vamos a defender de la pandemia fortaleciendo nuestro sistema inmune con una sana nutrición, con ejercicio, higiene personal y limpieza al entorno, para lo cual incorporaremos, por instrucciones del presidente Andrés Manuel López Obrador, la asignatura Vida Saludable.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: