A nombre de miles militantes y simpatizantes me registre para la dirigencia nacional de MORENA

* Para que siga la transformación que en estos momentos conduce el presidente Andrés Manuel López Obrador, depende de que nosotros nos permitamos el regreso de los conservadores, los corruptos y los saqueadores de la patria

Vivimos tiempos de grandes definiciones para el futuro de generaciones enteras en nuestro país. La cuarta transformación está en marcha gracias a la voluntad de cambio del pueblo de México. La pandemia sanitaria ha complicado la situación del país, pero finalmente no impedirá que triunfen las causas de nuestro movimiento. Vivir en un país sin corrupción, en paz, con justicia, prosperidad y donde se respete el voto popular y se ponga por delante siempre a los pobres, es nuestra meta.

Así lo dio a conocer el aspirante a la dirigencia nacional de MORENA, Mario Delgado Carrillo, admitiendo que la transformación del país es conducida por nuestro presidente Andrés Manuel López Obrador y su gobierno. “La continuidad de la misma va a depender de impedir el regreso de los conservadores, los corruptos y los saqueadores de la patria”. Por ello, es de la mayor importancia que nos organicemos como partido para la cita electoral del 21, pero también que institucionalicemos a nuestro Partido para que trabaje permanentemente en la formación política de nuestro pueblo.

Es por ello, dijo, que el este lunes, “a nombre de miles de militantes y simpatizantes de morena, presento las primeras 10 propuestas que impulsaremos en nuestro partido, si el pueblo de México decide que esta opción es la mejor para dirigir a nuestro movimiento”:

1.- Morena, instrumento de lucha del pueblo de México. La gente quiere mucho a Morena, porque es su creación. Nunca debemos olvidar que es producto del esfuerzo de miles que incansablemente caminaron y tocaron casa por casa hasta que detonar un movimiento que propició la revolución pacífica en las urnas en julio del 2018.

Debemos tener presencia e interlocución permanente entre los movimientos sociales y las instituciones del estado. No queremos ser un partido que divida, sino un partido movimiento que siga sumando. Que la gente siempre decida en Morena. Con el pueblo todo, sin el pueblo nada.

2.- Morena, motor de la transformación. Es momento de definiciones. Nuestro partido debe convertirse en un impulsor permanente del proyecto de nación que encabeza desde el gobierno nuestro presidente Andrés Manuel López Obrador. No queremos ver a un presidente solo en la lucha frente a los conservadores, ahí debe estar el partido, de frente, sin titubeos, defendiendo a nuestro gobierno y al proyecto obradorista que el pueblo de México hizo suyo.  

3.- El pueblo organizado: La fuerza de Morena. Debemos regresar a los orígenes, a lo que nos enseñó nuestro líder hacer durante más de 20 años, organizar a la gente. El movimiento está más vivo que nunca, la gente está ávida de participar. Después de la elección del 2018, los Comités de Protagonistas del cambio verdadero se quedaron sin tarea específica.

Debemos reencontrarnos para convertirlos en los Comités de Defensa de la Cuarta Transformación y establecerlos en todo el territorio nacional. Desde ahí nos organizaremos para tener una movilización permanente en apoyo a nuestro gobierno y para la estructura electoral y promoción del voto del próximo año.

4.- 50 por ciento de los recursos a la vacuna del Covid. En estos momentos difíciles para el país, nos comprometemos a regresar la mitad de la prerrogativa que le corresponde por Ley al Partido, para que el gobierno tenga listos los recursos para la compra de la vacuna contra el Covid 19. Nuestro partido debe poner el ejemplo en materia de transparencia en el ejercicio de sus recursos, por ello proponemos la creación de un comité de tres personas de reconocido prestigio y honestidad para su manejo y la publicación de reportes trimestrales.

Debemos impulsar el relevo generacional en los espacios de decisión garantizando mecanismos que los favorezcan. Para no dejar a nadie atrás, debemos considerar siempre la deuda histórica que tenemos con nuestros pueblos milenarios reforzando su presencia en el movimiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: